VERACRUZ2Hoy cumplimos 569 años de existencia. En 1448, tal día como hoy, 9 de Mayo, se fundaba canónicamente en el Convento Casa Grande de San Francisco la Hermandad de la Santísima Vera Cruz de Sevilla, siendo ésta una de las primeras corporaciones con esta advocación de toda España. No obstante, bien es cierto que se conocen datos que señalan la existencia de una reunión de fieles en nuestra Ciudad desde el año 1370 que se reunían con el fin de dar culto a la verdadera Cruz en la que murió nuestro Señor Jesucristo.

La Vera Cruz es una advocación adoptada por muchas de las cofradías españolas más antiguas. Con su constitución en este año de 1.448 redacta a su vez sus primeras Reglas, aunque éstas no sean reconocidas y aprobadas oficialmente por la Autoridad Eclesiástica hasta el 22 de febrero de 1.501, haciéndolo D. Fernando de la Torre, Provisor por el Excmo. Sr. Cardenal Arzobispo de Sevilla Don Diego Hurtado de Mendoza.

En un principio se estableció en una capilla situada a la entrada del convento, que le proporcionaba una cierta independencia en sus cultos con respecto a los de la comunidad franciscana, pero el gran auge que pronto experimentó la Cofradía hizo que se trasladase en 1.478 a otra capilla más espaciosa, en el interior del recinto. Por aquel entonces la Hermandad no disponía aún de las imágenes del Santísimo Cristo de la Vera Cruz y María Santísima de las Tristezas que hoy día conocemos,  y tampoco se tienen datos que afirmen que hasta entonces la corporación daba culto a otras imágenes con estas advocaciones, creyéndose de manera general que los comienzos de nuestra hermandad estuvieron dedicados al culto de la Santa Vera Cruz exclusivamente, entre otras cosas, porque en aquella fecha no existían procesiones con imágenes de Jesucristo tal y como las concebimos hoy día.Casa del Cabildo de Sevilla y procesión del Corpus

escudoantiguoLa primera salida procesional la efectuó en 1.468, despertando tal admiración por su ejemplaridad y fervor, fruto de la espiritualidad a la que obligaban sus Reglas y Estatutos, que muy pronto comenzaron a fundarse por todos los pueblos y ciudades circundantes nuevas Hermandades con idéntico título y adoptando sus mismas Reglas, sobre todo allí donde existían conventos franciscanos.

En el primer tercio del siglo XVI se suscita una controversia sobre la conveniencia de que existieran los disciplinantes en las procesiones y sobre si ello contribuía a la ejemplaridad y fervor que tales procesiones debían ofrecer.

Se resolvió  el 7 de enero de 1.536 con una resolución del Papa Paulo III, transmitida de viva voz, vivae vocisoraculo, al Cardenal del título de Santa Cruz de Jerusalén, D. Francisco de Quiñones, por la que el Papa concede importantes gracias e indulgencias a todos los cofrades de la Vera Cruz que asistieren con penitencia o luz en la procesión del Viernes Santo.

Esta resolución, recogida por escrito por el Cardenal, fue seguidamente remitida el 5 de febrero de 1.536 a la Cofradía de la Vera Cruz de Toledo, junto con una carta del Doctor D. Pedro Ortiz, en la que explicaba las razones de tales privilegios y daba normas para su disfrute.

Desde entonces quedó establecido definitivamente el hacer Estación de Penitencia en la tarde noche del Jueves Santo, saliendo a las diez de la noche y haciendo estación en el Sagrario del Convento de San Francisco, en la Santa Iglesia Catedral y en los templos del Salvador, la Magdalena y San Pablo, recogiéndose alrededor de la una de la madrugada.

Desde estas líneas felicitamos a todos los hermanos por esta importante efeméride, la cual nos anima a continuar con la labor evangelizadora de nuestros hermanos fundadores, teniendo siempre presente a la Santa Vera Cruz de nuestro Señor Jesucristo como guía permanente de nuestra tarea.

FOTOGRAFÍAS: Grabado realizado por Pedro Tortorello en 1738 que muestra la Casa Consistorial hispalense desde la Plaza San Francisco. Al fondo se observa un remonte que pertenece la Casa Grande de San Francisco, sita en la actual Plaza Nueva y aneja al consistorio. Por el arco situado en la parte izquierda del grabado se accedía a un atrio del convento y  fotografía del Santísimo Cristo de la Vera Cruz y escudo de la Hermandad de la Vera Cruz (Archivo de la Hermandad).

¿Te gusta? Comparte

Submit to FacebookSubmit to Google PlusSubmit to Twitter

penitencia

juegos florales vera cruz sevilla

75 aniversario modulo

Evangelio del dia

Evangelio y Lecturas de la Misa del Dia - Liturgia Diaria

  • Lectura Misa del Dia Sabado Mayo 27 2017

    SABADO VI SEMANA DE PASCUA

    Hechos: 18, 23-28

    El judío Apolo demostró, por medio de la Escritura, que Jesús es el Mesías.

    En aquellos días, después de haber estado en Antioquía algún tiempo, emprendió Pablo otro viaje y recorrió Galacia y Frigia, confirmando en la fe a los discípulos.

    Un judío, natural de Alejandría, llamado Apolo, hombre elocuente y muy versado en las Escrituras, había ido a Éfeso. Aquel hombre estaba instruido en la doctrina del Señor, y siendo de ferviente espíritu, disertaba y enseñaba con exactitud lo concerniente a Jesús, aunque no conocía más que el bautismo de Juan.

    Apolo comenzó a hablar valientemente en la sinagoga. Cuando lo oyeron Priscila y Aquila, lo tomaron por su cuenta y le explicaron con mayor exactitud la doctrina del Señor. Como él deseaba pasar a Grecia, los hermanos lo animaron y escribieron a los discípulos de allá para que lo recibieran bien. Cuando llegó, contribuyó mucho, con la ayuda de la gracia, al provecho de los creyentes, pues refutaba vigorosamente en público a los judíos, demostrando, por medio de las Escrituras, que Jesús era el Mesías. 

    Del salmo 46

    Dios es el rey del universo. Aleluya.

    Aplaudan, pueblos todos; aclamen al Señor, de gozo llenos, que el Señor, el Altísimo, es terrible y de toda la tierra, rey supremo. R/.

    Porque Dios es el rey del universo, cantemos el mejor de nuestros cantos. Reina Dios sobre todas las naciones desde su trono santo. R/.

    Los jefes de los pueblos se han reunido con el pueblo de Dios, Dios de Abraham, porque de Dios son los grandes de la tierra. Por encima de todo Dios está. R/.

    San Juan: 16, 23-28

    El Padre mismo los ama, porque ustedes me han amado y han creído que salí del Padre.

    En aquel tiempo, Jesús dijo a sus discípulos: "Yo les aseguro: cuanto pidan al Padre en mi nombre, se lo concederá. Hasta ahora no han pedido nada en mi nombre. Pidan y recibirán, para que su alegría sea completa.

    Les he dicho estas cosas en parábolas; pero se acerca la hora en que ya no les hablaré en parábolas, sino que les hablaré del Padre abiertamente. En aquel día pedirán en mi nombre, y no les digo que rogaré por ustedes al Padre, pues el Padre mismo los ama, porque ustedes me han amado y han creído que salí del Padre. Yo salí del Padre y vine al mundo; ahora dejo el mundo y vuelvo al Padre".